martes, 3 de mayo de 2011

No me olvides

Ayer fui de nuevo a la feria de ecología. Vi bailar a los niños que enseña Maryelín, una amiga que es bailarina. Teníais que ver que estampa tan graciosa, un montón de niños disfrazados de abejitas bailando con el hula hoop. Hubo un niño de cuatro años que perdió el suyo y se tiro al suelo y empezó a rodar enfadado (aquí le dirían bravo).


Después de la actuación me fui al cumple de un tío de Maryi y luego nos fuimos con una amiga suya a una heladería. Os puedo asegurar que el bar era la cosa más yankee que he visto en mi vida.  ¿Os acordáis del bar de la película Grease? Pues algo parecido, con esos sofás y taburetes tan característicos. El helado que me comí se llama “no me olvides” y os aseguro que no lo voy a olvidar estaba riquísimo, eso sí, una cerdada ya que era un helado con nata sirope de chocolate y bizcocho. Las tres nos tomamos el mismo sólo que yo cuando acabé no podía ni respirar.

Hoy el día ha sido más aburrido. Día de maruja. Sí, como lo oís. A veces tengo que parar y dedicar tiempo a eso de lavar ropitas, planchar…aunque sea un coñazo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario